Lo explica Manuel Hernández perfectamente y un servidor lo subraya con su habitual tono directísimo: uno, el funcionamiento democrático del partido durante sus dos años está más que demostrado (sólo los que malmetieron han sido expedientados); dos, los cauces para que todos los afiliados participen en la gestión política del mismo son tan anchos como la Amazonía (vía programa político y enmiendas varias, además de la participación directa en los correspondientes Comités y Coordinadoras); y, tres, las posibilidades que el Congreso otorga a la discusión, planteamiento de ideas nuevas y democracia participativa son todas las que no terminan laminando el Manifiesto Fundacional. Por mucho que la prensa y los medios otorguen voz a quienes no consiguieron hacer carrera, por mucho que en la blogosfera y sus plazas aniden tramas para boicotearnos, por mucho que mentirijillas bastante mal argumentadas hagan el juego al bipartidismo y sus «medios», los afiliados upeydianos, es decir, los herejes imprescindibles que resistimos a la derecha conservadora y a la izquierda sectaria, sabemos a ciencia cierta que ésta es la vía correcta para modificar, mejorándola, la sociedad en la que vivimos.

Sólo los muy contrarios a nuestro proyecto o los muy fieles al proyecto conservador que todavía maneja la vida política española puede no ver, si abren los ojos, al menos cuatro características que evidencian que nuestro Congreso será algo nuevo: el Consejo de Dirección será elegido por todos y cada uno de los afiliados, de entre los equipos directivos que libremente se postulen; cualquier afiliado podrá optar a ser miembro del Consejo Político, órgano deliberativo del partido que será elegido por listas abiertas, sin cuotas territoriales que digan este río es sólo mío y me lo bebo cuando quiero; cualquier afiliado puede ser candidato al Congreso, al Consejo Político y presentar equipo directivo que opte a nada menos que la dirección del partido; y, para terminar, cualquiera de los afiliados podrá presentar cuantas enmiendas considere a las ponencias aprobadas para que sea votada en la segunda jornada del Congreso (yo tengo unas cuantas preparadas, sin ir más lejos).
About the author

Sígueme en Twitter

Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 14 suscriptores