SILOGISMO CON FALSAS PREMISAS TEÓRICAS.

Publicado en: Blog, Política, Uncategorized | 0
Quedan muchas cosas pendientes de decirse acerca de las políticas lingüísticas llevadas a cabo por los gobiernos nacionalistas en Euskadi. Muchos argumentos que repetirse, ahora que el manifiesto y cierto agotamiento ciudadano despiertan conciencias y amurallan complejos. Falacias que desmontar, políticas que corregir y silogismos a denunciar, ahora que nos amenazan con una vuelta de tuerca al libertinaje lingüístico que venimos sufriendo.

De entre todos los silogismos que hemos tragado los no nacionalistas, éste pudiera ser uno de ellos: Toda nación es hija de una lengua; toda nación tiene derecho a constituirse en Estado; luego hemos de poseer una lengua para ser una nación que llegue a erigirse en Estado. Esta es la razón suprema por la que los nacionalistas vascos utilizan la lengua como arma principal de discriminación y adoctrinamiento. Y la razón por la que no escatiman inmensas partidas presupuestarias a tal efecto. Y todo en aplicación de la máxima nacionalista que ahora algunos comenzamos a ver claro: los individuos son para su lengua y no la lengua para los individuos.

Seguiremos tratando vigorosamente el tema, sin complejos y con extenso argumentario, y en bilingüe si fuera preciso. Mientras tanto, tenemos una cita para este sábado, día 2 de agosto, en Irún. Firmaremos en la Plaza de Zabalza el manifiesto que con tanta claridad defiende el sentido común en este tema: es urgente detener el proyecto nacionalista de convertirnos en objetos para una lengua, y convertir a nuestros descendientes en monolingües en euskera, como los más burros pretenden.