Y AHORA, FUNDACIÓN SABINO ARANA.

Publicado en: Blog, Política, Uncategorized | 0
El último gobierno nacionalista vasco, presidido por Juan José Ibarretxe transfirió el pasado día 5 de mayo de 2009, tres millones de euros a la Fundación Sabino Arana, por la custodia durante años de los archivos del Ejecutivo vasco en el exilio, documentos por los que los diversos gabinetes nacionalistas apenas habían mostrado interés durante décadas. Y es que el paso de a la oposición de los jeltzales no se contemplaba en el horizonte. Tras la entrada de las tropoas franquistas en Bilbao, la mayor parte del material del gabinete presidido por José Antonio Aguirre – conformado por nacionalistas, socialistas, comunistas y republicanos – fue llevado a París, donde permaneció durante 30 años, hasta que en 1967 los dirigentes del PNV decidieron trasladarlo a Baiona. Según una mayoría de investigadores, la custodia fue indispensable para conservar la documentación, considerada una joya histórica. Durante la Transición, historiadores y responsables políticos empiezan a exigir al PNV que devuelva los informes al recién restituido Gobierno vasco. O sea, que pasen de manos privadas a públicas, puesto que se trata de documentos que pertenecían a un gobierno legítimo. En 1992, el “Fondo Gobierno de Euzkadi”, es trasladado desde Baiona al Museo del Nacionalismo Vasco, con sede en Artea, bajo la custodia de la Fundación Sabino Arana. Ha habido investigadores que han insinuado que podrían haberse ocultado informes muy comprometedores para el PNV por relación con la Italia fascista, la Alemania nazi o los servicios secretos de EEUU o Reino Unido. El 27 de febrero de 2009, el Gobierno Ibarretxe firma un protocolo de actuación

Dejar un comentario